Skip to content

Las ONG exigimos un 0,35% de la RNB para Cooperación

Árbol deshojándose de Pixel 2013 con licencia CC0

En pleno debate previo a la tramitación parlamentaria de los Presupuestos Generales del Estado, la Coordinadora de Organizaciones de Cooperación para Desarrollo exige a Pedro Sánchez que pase de las palabras a los hechos y cumpla su compromiso de recuperar la política de cooperación española, destinando el 0,35% de la Renta Nacional Bruta a Cooperación.

Entre las 64 medidas recogidas en el acuerdo de Presupuestos para un Estado Social no encontramos la más mínima mención sobre el compromiso de recuperar la cooperación al desarrollo y, peor aún, a la situación de pobreza, desigualdad e insostenibilidad en la que viven millones de personas en el mundo.

Tras casi una década de caída en picado, la política de cooperación española se encuentra en mínimos y está a la cola de Europa (en la UE 15 España ocupa el penúltimo puesto en esfuerzo de ayuda, por delante de Grecia). Los recortes en la política de cooperación llegaron a alcanzar un 70%, un porcentaje que aumenta hasta casi 90% en el caso de la ayuda humanitaria. Según datos de los OCDE, España en 2017 destinó tan solo un 0,19% a cooperación.

Esta situación contrasta con el compromiso ciudadano. En los años de crisis, la sociedad española ha aumentado sus aportaciones a las ONG un 45%. No se trata solamente de una demanda ética como Estado democrático, sino también de una exigencia social que demanda la ciudadanía, si se tiene en cuenta que la sociedad española es la segunda, tras la sueca, que más valora la necesidad de una política pública de cooperación.

El pasado 17 de julio en el Congreso de los Diputados, el Gobierno enumeró los retos en el ámbito internacional, señalando entre ellos el de "fortalecer y recuperar la cooperación al desarrollo como elemento definitorio de la política exterior de España". Incluso este pasado fin de semana en el Foro de París por la Paz se ha vuelto a insistir en la necesidad de "ponerse en los zapatos de gente que vive a miles de kilómetros y pensar que su suerte también es la nuestra".

Son declaraciones ilusionantes que deben concretarse en hechos. Como señala Andrés Amayuelas, presidente de la Coordinadora de ONGD de España, en su carta De presidente a presidente: “hay que habilitar presupuestos de AOD para luchar contra la pobreza de las más de 2.000 millones de personas, mayoritariamente mujeres, que en todo el mundo viven con menos de dos dólares diarios, de las 821 millones que pasan hambre o de los 159 millones de niños y niñas que sufren desnutrición crónica”.

Retomamos las palabras del propio presidente del Gobierno: “la voluntad política de un Gobierno se manifiesta siempre en sus presupuestos, ya que son la principal herramienta para demostrar las prioridades de actuación que contribuyen al cambio social”. Ahora es el momento de cumplir el acuerdo de Presupuestos para un Estado Social; si no es ahora, ¿cuándo?