Skip to content

El Reto del Hambre Cero

Adhesión a la campaña Reto Hambre Cero

Prosalus acaba de adherirse a la campaña Reto Hambre Cero, cuyo objetivo es erradicar el hambre en el mundo. El Secretario General de Naciones Unidas, BAN Ki-moon, lanzó esta campaña durante la Conferencia de desarrollo sostenible Río+20 en junio de 2012, como un llamamiento mundial a la acción para eliminar el hambre y contribuir a la paz y a la estabilidad y, por supuesto, a la reducción de la pobreza.

El Reto del Hambre Cero recoge como principales objetivos: reducir a cero el retraso en el crecimiento en niños y niñas menores de dos años; permitir el acceso a una alimentación adecuada, durante todo el año, para el 100% de las personas; contribuir a que todos los sistemas alimentarios sean sostenibles; aumentar un 100% la productividad y el ingreso de los pequeños productores; y reducir a cero el desperdicio de alimentos y las pérdidas post-cosecha.

Si queremos acabar con el hambre en el mundo es necesario dar pasos definitivos. Implica, entre otras cosas, invertir en agricultura, en desarrollo rural, en trabajo digno para las personas, en protección social y en igualdad de oportunidades para todas y todos.

Una de las señas de identidad del trabajo de Prosalus y uno de sus objetivos es contribuir a hacer efectivo el derecho a la alimentación, por eso a través de de esta campaña nos comprometemos a:

 

  • Seguir incorporando en nuestros proyectos componentes de vigilancia nutricional especialmente orientados a menores, y de educación nutricional con las familias, para contribuir a mejorar la nutrición infantil.
  • Orientar nuestro trabajo de manera que contribuya a la realización del derecho humano a la alimentación de todas las personas, a través de proyectos de cooperación y de acciones de sensibilización e incidencia, en colaboración con otras organizaciones e instituciones.
  • Apoyar proyectos de seguridad alimentaria y nutricional que incorporen enfoques agroecológicos, incorporando el desarrollo de prácticas de recuperación y conservación de los recursos naturales con la implicación de las comunidades, de manera que sus sistemas de producción sean sostenibles.
  • Asumir un compromiso activo de apoyo a la agricultura familiar y campesina, colaborando con organizaciones y redes de pequeños/as productores/as en la consecución de políticas públicas de apoyo a este tipo de agricultura.
  • Desarrollar una línea de trabajo de sensibilización sobre la necesidad de reducir las pérdidas y desperdicio de alimentos, por medio del desarrollo de una aplicación para dispositivos móviles, orientada a informar y sensibilizar sobre este tema.

Todo el mundo puede colaborar con el Reto del Hambre Cero, desde personas hasta gobiernos, organizaciones no gubernamentales y empresas. Erradicar el hambre en el transcurso de nuestras vidas es posible. ¡Apúntate al Reto! http://www.un.org/es/zerohunger/aboutus.shtml